La inestabilidad es la droga

Lejos quedan los tiempos en los que Roxy Music cantaban aquello de Love is the drug. Sin darnos cuenta, nos han ido acostumbrando a que hay …

Trampantojo

De trampa ante ojo. 1. m. coloq. Trampa o ilusión con que se engaña  a…

Un quiero y no puedo

El otoño aun no ha llegado, el verano se resiste a desaparecer. La soc…

Oda al calor

Algunos me van a tomar por loco, pero no hay nada como Sevilla en vera…

Carne trémula

Haciendo referencia a un tema de actualidad, he de decir que me ha dejado conmocionado  por su emotividad y densidad, tanto en la forma como…

Columna salomónica

Es una conversación recurrente con el crítico literario Ignacio Echevarría. Él mismo lo ha referido en algunos de sus artículos. Hubo una ge…

Estrambote

A veces, la anécdota, el gag o el pequeño chascarrillo toman formas al…

Tauromaquia
El fin del toreo

Hay muchos motivos por los que uno puede estar contra las corridas de …

Murillo y el ojo de época

Cuatro siglos… Cuánto tiempo se asienta ya en los cuadros de Murillo, cuatrocientos años intactos en las veladuras, en la pátina de las époc…

Sueños de Lúpulo

Dormir con cuarenta grados centígrados puede provocar sueños extraños,…

Bajemos a la vida

Madrid. Otoño 2016. Paseo hacia la oficina. Usted ya me leerá en el enero de sofá, mantita y chimenea. El hashtag estrella de todos los invi…

Cumpleaños

No somos los mismos que fuimos ayer ni nos parecemos a los que seremos…

Coches para siempre

Dudo que cosas tan comunes como tener un coche en propiedad o tener licencia de conducir sean habituales dentro de un futuro no muy lejano. …